Calle de Arafo 9 Loc Izq - Güímar
+34 623 10 21 81
info@depuracioncorporal.com

Flores de Bach

¿Sabías que la tristeza, el miedo, la culpa y la depresión se pueden tratar con Flores de Bach?

Las Flores de Bach son una serie de esencias naturales utilizadas para tratar diversas situaciones emocionales (miedos, fobias, obsesiones, etc). Fueron descubiertas por Edward Bach entre los años 1926 y 1934.

Experimentó con flores silvestres nativas de la región de Gales, Gran Bretaña, y obtuvo 38 remedios naturales con propiedades curativas para los distintos padecimientos emocionales. Estas 38 flores son las que conocemos como Flores de Bach. 

Para Bach, restablecer el equilibrio psico-emocional era el pilar más importante, ya que haciendo esto se conseguiría la sanación del cuerpo físico. Entendió que las emociones tienen un impacto importante en nuestra salud y que no solo tienen un efecto en el sistema inmunológico, sino que sientan precedentes para la aparición de ciertas enfermedades.

Si quieres ampliar información sobre las emociones y su origen, te invito a que visites nuestro post ¿Conoces tus emociones?

Edward Bach propone siete grupos para la organización de las emociones. Cada uno de estos grupos hace referencia a la forma que tiene el ser humano de enfrentar las situaciones de su vida, y dentro de cada grupo encontramos diferentes flores que se relacionan con esa emoción.

  • Grupo 1: Temor.
  • Grupo 2: Incertidumbre.
  • Grupo 3: Falta de interés.
  • Grupo 4: Soledad.
  • Grupo 5: Hipersensibilidad e influencia de opiniones externas.
  • Grupo 6: Abatimiento, desesperación.
  • Grupo 7: Exceso de preocupación.

(De izquierda a derecha: Madreselva, Impatiens, Cerasifera, Castaño Blanco, Acebo)

Y, ¿en qué situaciones me vendría bien tomar Flores de Bach?

Entendiendo que todo es energía y vibración, es fácil entender que estos preparados florales contienen la vibración y energía de la flor utilizada, lo que nos ayuda en nuestros desequilibrios emocionales, que no son otra cosa que energías y vibraciones bajas que hemos alojado en nosotros por un tiempo suficiente para que apareciera algún síntoma físico. Equilibrando las emociones y limpiando energéticamente, los síntomas físicos mejoran.

Te indicamos algunos ejemplos de situaciones que podrían tratarse con esta terapia natural:

  • Problemas para conciliar el sueño
  • Pesadillas
  • Problemas de timidez
  • Pereza y agotamiento
  • Impaciencia, hiperactividad
  • Orgullo excesivo
  • Miedos
  • Inseguridad
  • Culpa
  • Depresión

Lo importante en esta terapia floral no es la cantidad de remedio que se ingiera, sino la constancia y frecuencia con la que se hace.

La toma del remedio siempre va acompañada de una profunda toma de conciencia. Una vez encontrado el origen del desequilibrio de esa emoción es importante que el terapeuta lo trabaje con la persona.

¿Y no hay contraindicaciones?

No existen contraindicaciones ni efectos secundarios en la toma de estos remedios, es una terapia complementaria a la medicina convencional perfecta. Además, no crean ningún tipo de adicción y no son incompatibles con ningún tipo de alergia, ya que lo que se toma no es la flor, sino su esencia.

En entradas posteriores analizaremos algunas de las Flores de Bach, ¡no te lo pierdas!


Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad